La desaparición forzada en México, delito que más preocupa a las ONG La situación de los derechos humanos, consideró, es atroz “y particularmente por el aumento exponencial del delito de desaparición forzada nos impelen la necesidad de emprender urgentemente acciones tendientes a la erradicación definitiva de semejantes crímenes atroces”.

, por  Hasta encontrarlos , popularidad : 1%

Fernando Inés Carmona - domingo, abril 22, 2012

Orizaba, Ver.- Los casos de desapariciones forzadas en el país durante el gobierno de Felipe Calderón se recrudecieron más que en sexenios anteriores. El comisionado de Relaciones e Información del Centro Pro Derechos Humanos Voces de las Altas Montañas, Juan Guillermo Gar-Men, hizo un análisis de lo que considera uno de los pendientes que deja el gobierno de Felipe Calderón, la desaparición forzada. “Es el delito que más preocupa a organismos no gubernamentales tanto nacionales como internacionales” y es resultado de la ineficaz política que en materia de seguridad se aplica por el gobierno calderonista”. Lo grave es “la impunidad que prevalece y las estructuras autoritarias, no eliminadas que las permiten”.

En un documento que entregó a La Jornada Veracruz el luchador social aclara: “largo ha sido el camino y mucho el esfuerzo realizado para la adopción de la Convención Internacional para la protección de todas las personas contra las desapariciones forzadas. Durante más de dos décadas, un grupo de trabajo sobre derechos humanos de la Organización de las Naciones Unidas preparó y documentó los informes sobre el tema de la desaparición forzada para que, finalmente, en 2006, se adopte dicha convención”.

No obstante, advirtió que pese a la firma de tratados internacionales, así como la obligatoriedad que nuestro país asume con la comunidad internacional, las desapariciones forzadas se incrementan. “El 6 de febrero de 2007 México firma en París, Francia, la Convención de la ONU contra las desapariciones forzadas y el 6 de marzo el Congreso de la Unión aprobó la Ley de Registro Nacional de datos, personas extraviadas o desaparecidas, pero que no se cumple”.

Además, “en nuestro país prevalece el avance sobre el tema, aunque sólo sea formalmente no se puede soslayar y responde parcialmente al clamor nacional e internacional por un drama nacional que ha sido tan persistente como su negación o minimización por los sucesivos gobiernos federales, desde el de Luis Echeverría hasta el presente de Felipe Calderón”.

Y continúa, “el delito de la desaparición forzada es el fenómeno criminal que más preocupa a diversos organismos internacionales y nacionales de derechos humanos, desde la relatoría para México de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos hasta el grupo de trabajo de la ONU sobre desapariciones forzadas e involuntarias.

Este último organismo proyecta un “panorama aterrador sobre la fragilidad y vulnerabilidad en que se encuentran en México los derechos a la vida y a la libertad, a consecuencia de una mal aplicada política de seguridad por el gobierno calderonista”.

La situación de los derechos humanos, consideró, es atroz “y particularmente por el aumento exponencial del delito de desaparición forzada nos impelen la necesidad de emprender urgentemente acciones tendientes a la erradicación definitiva de semejantes crímenes atroces”, explica.

La cifra de desaparecidos “se cuenta por millares. Nadie sabe exactamente cuántos son, es un fenómeno criminal generalizado en el país”.

“Sabemos bien que detrás de estas violaciones a los derechos humanos se encuentra la impunidad que prevalece en nuestro país y las estructuras autoritarias no eliminadas que las permiten”, concluyó.

Ver en línea : La desaparición forzada en México, delito que más preocupa a las ONG