Desaparición forzada es aún política de Estado en México, denuncia FNLS.

, popularidad : 1%

Por Elio Henríquez, corresponsal
sáb, 30 ago 2014 12:47
Jornada en Línea

San Cristóbal de Las Casas, Chis. El Frente Nacional de Lucha por el Socialismo (FNLS) exigió al Estado mexicano la aparición con vida de “los luchadores sociales Edmundo Reyes Amaya y Gabriel Alberto Cruz Sánchez”, reivindicados por el Ejército Popular Revolucionario (EPR), desaparecidos el 25 de mayo de 2007 en Oaxaca.

En el marco del Día Internacional de las Víctimas de Desapariciones Forzadas –que se conmemora hoy sábado–, la agrupación afirmó que como parte de la lucha emprendida por diferentes agrupaciones en el país para exigir su presentación con vida y liberación, “se ha tenido que romper con la campaña mediática que impulsó el Estado de descalificar a ambos luchadores sociales”.

En un comunicado dado a conocer en conferencia de prensa en esta ciudad por sus representantes, agregó que “en todo este proceso de lucha se han tenido que librar varios obstáculos: El acoso y hostigamiento permanente por parte del Estado y sus instituciones, lo que sólo con la solidaridad y la denuncia política nos ha permitido sortear este derrotero sinuoso”

Afirmó que “la desaparición forzada de personas en nuestro país continúa siendo una política de Estado y cada vez cobra más y más víctimas, entre las que se cuentan luchadores sociales, defensores de los derechos humanos, activistas ambientalistas y periodistas honestos”.

Aseguró que del pasado sexenio que encabezó el presidente panista Felipe Calderón a la fecha se ‘perfeccionó’ esta práctica criminal con su supuesta ‘guerra’ contra el narcotráfico, política que no sólo se aplicó en contra de luchadores sociales y opositores al régimen, sino que alcanzó al pueblo que por su condición social de pobreza fue víctima de esta práctica deleznable”.

Sostuvo que entre las víctimas de esta “política criminal están las desapariciones forzadas por motivos sociales”.

Manifestó que “si bien es cierto este crimen tipificado por el derecho internacional como de lesa humanidad nunca estuvo desterrado en el territorio mexicano, en la última administración panista y lo que va de la actual priísta, lejos de disminuir, los casos van en aumento”.

Sostuvo que “con ello se demuestra que la política criminal para favorecer a los intereses de los grupos oligarcas no se circunscribe al administrador en turno del ejecutivo federal”.

El FNLS manifestó que “como organizaciones populares y organismos defensores de derechos humanos, congruentes con nuestros principios políticos hemos abrazado esta demanda justa de presentación con vida” de los luchadores sociales “desaparecidos por el Estado”, entre ellos Reyes Amaya y Cruz Sánchez, que son “casos emblemáticos”.

Ver en línea : www.jornada.unam.mx/ultimas/2014/08...